LA OBRA COMPLETA DE LA PACIENCIA

TEMA: LA OBRA COMPLETA DE LA PACIENCIA

TEXTO: SANTIAGO 1:2-4 Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, 3 sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. 4 Mas tenga la paciencia su obra completa, para que seáis perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna.

Definitivamente que ninguno de nosotros quisiéramos pasar por pruebas en nuestra vida, ya que son momentos de crisis, de aflicción y de temor, pero en el texto que hemos leído se nos dice que debemos tener sumo gozo cuando estemos enfrentando diversas pruebas. 

Eso parecería algo incomprensible ¿Cómo podemos tener gozo cuando estamos pasando por momentos de dificultad y de aflicción? y la respuesta la encontramos en él (Vs 3) sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Tenemos gozo cuando comprendemos que ese tiempo de prueba no es en vano, sino que el Señor está desarrollando en nuestra vida algo imprescindible en la vida de todo cristiano: LA PACIENCIA. 

La paciencia es un fruto del Espíritu (Gálatas 5:22) Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, PACIENCIA, benignidad, bondad, fe. Pero se desarrolla en los tiempos de prueba, es en esos tiempos de crisis y dificultad en donde verdaderamente la ponemos en práctica.

Pero en el (Vs 4) podemos leer algo muy importante: Mas TENGA LA PACIENCIA SU OBRA COMPLETA, para que seáis perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna. Eso significa que cuando estamos pasando por las pruebas la paciencia tiene que completar su obra en nosotros, es por eso que hoy vamos a responder una pregunta muy importante: ¿En qué consiste la obra completa de la paciencia? Veamos lo que nos enseña la palabra de Dios:

I) LA OBRA COMPLETA DE LA PACIENCIA ES: GOZO EN MEDIO DE LA DIFICULTAD (SANTIAGO 1:2) Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas  

Definitivamente no podemos decir que estamos felices o alegres cuando estamos pasando por momentos de crisis y de angustia, pero si podemos tener gozo. Como crisitianos en los tiempos de prueba tenemos que aprender a esperar con gozo en nuestro corazón.

El gozo no depende de las circunstancias, el gozo no depende de lo que podamos estar viviendo sino que el gozo viene de la seguridad de saber que pase lo que pase en nuestra vida Dios está con nosotros (Salmo 3:1-3) !!Oh Jehová, cuánto se han multiplicado mis adversarios! Muchos son los que se levantan contra mí. 2 Muchos son los que dicen de mí: No hay para él salvación en Dios. 3 Mas tú, Jehová, eres escudo alrededor de mí; mi gloria, y el que levanta mi cabeza.

Esa seguridad de saber que Dios está con nosotros es por la que el apóstol Pablo nos hace este llamado: (Filipenses 4:4) Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: !!Regocijaos!

II) LA OBRA COMPLETA DE LA PACIENCIA ES: LA ESPERANZA QUE TODO SALDRÁ BIEN (SALMO 27:13) Hubiera yo desmayado, si no creyese que veré la bondad de Jehová En la tierra de los vivientes.

El dicho popular dice que “La esperanza es lo último que se pierde” pero aquellos que están esperando en Dios, NO DEBEN PERDER LA ESPERANZA, pues la paciencia que produce prueba no es solamente esperar resignados, sino esperar confiados que nuestro Dios hará maravillas en nuestra vida, eso es tener esperanza.

Lo que hace que no desmayemos mientras esperamos aun en medio de la más fuerte tempestad de la vida es la seguridad que veremos la bondad de Dios manifestada en nuestra dificultad. 

Seguramente cuando estamos pasando por la prueba muchas personas podrían extrañarse de cómo podemos tener esperanza en una situación tan difícil, y es porque nuestra esperanza está fundamentada, está respaldada por dos elementos: EL PODER DE DIOS Y LA FIDELIDAD DE DIOS. (2 Corintios 1:20) porque todas las promesas de Dios son en él Sí, y en él Amén, por medio de nosotros, para la gloria de Dios. Nuestro Dios es fiel y tiene poder para cumplir todas sus promesas.

III) LA OBRA COMPLETA DE LA PACIENCIA ES: LA TRANSFORMACIÓN DE NUESTRA VIDA (1 PEDRO 5:10) Mas el Dios de toda gracia, que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo, después que hayáis padecido un poco de tiempo, él mismo os perfeccione, afirme, fortalezca y establezca.

Hay una frase que expresa una verdad espiritual: “A veces Dios no cambia las circunstancias; porque está usando las circunstancias para cambiarte a ti” 

La obra completa de la paciencia es permitir que mientras esperamos en Dios él esté trabajando en nuestra vida, como lo dice el versículo él nos está perfeccionando, nos está puliendo. Nuestro Dios trabaja en nosotros quitando de nuestra vida todo aquello que a él no le agrada y que nosotros mismos no podríamos cambiar. (Salmo 51:7) Purifícame con hisopo, y seré limpio; Lávame, y seré más blanco que la nieve

CONCLUSIÓN: Después de reconocer cual es la obra completa de la paciencia y las bendiciones que trae a nuestra vida, podemos verdaderamente comprender lo que nos dice la palabra de Dios (Romanos 8:28) Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados.