DIOS TIENE PLANES MEJORES PARA TU VIDA

TEMA: DIOS TIENE PLANES MEJORES PARA TU VIDA

TEXTO: Isaías 42:1-3 He aquí mi siervo, yo le sostendré; mi escogido, en quien mi alma tiene contentamiento; he puesto sobre él mi Espíritu; él traerá justicia a las naciones. 2 No gritará, ni alzará su voz, ni la hará oír en las calles.3 No quebrará la caña cascada, ni apagará el pábilo que humeare; por medio de la verdad traerá justicia.

Si este día nos preguntaran a cada uno de nosotros ¿Qué piensas de ti mismo? ¿que responderiamos? lastimosamente tenemos que reconocer que muchas veces los pensamientos que tenemos sobre nosotros mismos son pensamientos negativos, de menosprecio, de rechazo, de enojo, de reproche y reclamo.

Pero ¿Por qué tenemos esos pensamientos negativos hacia nosotros mismos? seguramente podría ser:  

  • Por las decisiones equivocadas que hemos tomado en la vida.
  • Por las oportunidades desaprovechadas.
  • Por el tiempo el tiempo de nuestra vida perdido en cosas que no nos aprovecharon en nada. 
  • Por haber confiado en personas que nos fallaron y nos lastimaron.
  • Porque nos hemos apartado de los caminos de Dios y nos hemos enfriado espiritualmente.

Estos versículos que hemos leído para comenzar son versículos mesiánicos, es decir nos cuentan proféticamente como sería el carácter del Mesías, como sería su personalidad cuando él viniera y el cumplimiento de esta profecía fue en nuestro Señor Jesús. Y posiblemente los pensamientos que tenemos sobre nosotros mismos se podrían comparar con dos elementos de los cuales nos habla el Vs 3 del texto que hemos leído para comenzar: LA CAÑA CASCADA Y EL PABILO QUE HUMEA

Comprendamos primeramente qué son estos dos elementos de los que nos habla este versículo con los cuales muchos podríamos comparar nuestra vida 

LA CAÑA CASCADA: la caña era un planta que crecía en los ríos de Israel, era muy apreciada para hacer instrumentos musicales principalmente las flautas, y también era muy usada para la fabricación de muebles finos, pero la caña cascada es decir muy gastada por el uso, quebradiza, frágil, ya no sirve para nada, no da buen sonido, no puede ser usada para elaborar muebles, es inservible. 

EL PABILO QUE HUMEA: el pabilo era una mecha que se ponia en las lámparas de aceite para alumbrar, era una mecha a la cual se le prendía fuego para alumbrar las casas, pero cuando el pabilo se quedaba sin aceite, ya no tenía fuego y en lugar de alumbrar solo salía humo que molestaba, que es desagradable, por lo cual lo normal sería apagarlo del todo, quitarlo y poner uno nuevo. 

Ahora apliquemos estos elementos a la vida de cada uno de nosotros y también veamos cuales son los pensamientos de Dios para nuestra vida: 

I) LA CAÑA CASCADA

La palabra cascado significa: que está muy gastado o muy trabajado, que no tiene fuerza ni vigor por haber trabajado mucho y también es algo que no tiene buena sonoridad, que no emite buenas notas musicales.

Posiblemente esta noche tu puedas sentirte identificado o identificada con la caña cascada, pues te sientes sin fuerzas, tu vida está gastada de sufrir, agotada de luchar con las pruebas que estas enfrentando, gastada por las malas decisiones que has tomado.

Quizás piensas que ya de tu vida no puede salir nada bueno, que ya de tu vida no puede salir una melodía agradable, que ya perdiste demasiadas oportunidades y por eso ya no tienes ánimo.

Pero la palabra de Dios nos dice que el señor no va a quebrar la caña cascada, es decir el tiene un plan nuevo para tu vida, él tiene pensamientos buenos para tu vida: 

Aunque nuestra vida sea como una caña cascada por las circunstancias de la vida, por los sufrimientos de la vida, nuestros Dios te nos dice esta noche: no te voy a quebrar, ¡Yo voy a invertir en ti! (Jeremías 29:11) Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.

No importa lo que la gente pueda decir, o aún lo que tú mismo puedas pensar,  tienes que confiar que a pesar de todo, Dios cumplira sus propositos en ti (Salmo 138:8) Jehová cumplirá su propósito en mí; Tu misericordia, oh Jehová, es para siempre; No desampares la obra de tus manos.

II) EL PABILO QUE HUMEA

Quizás tú fuiste una llama ardiendo para Dios, posiblemente eras un gran servidor, tenias una preciosa relación con el Señor, ganabas almas, predicabas su palabra, te encantaba alabarlo, te encantaba escuchar su palabra, pero poco a poco te has alejado de los caminos de Dios e igualmente poco a poco te has enfriado y tu fuego se ha ido apagando, y como lo dice Apocalipsis 2:4 Pero tengo contra ti, que HAS DEJADO TU PRIMER AMOR. 

Quizás hoy en tu vida espiritual en lugar de fuego solo hay humo, solo hay cenizas, pero aunque seamos un pabilo que humea, y posiblemente piensas que ese primer amor ya no se puede recuperar, que tu relación con Dios nunca volverá a ser igual. Pero Dios tiene pensamientos muy diferentes para nuestra vida.

La palabra de Dios nos dice que él no apagará el pábilo que humea, sino que él pondrá nuevas fuerzas en nuestra vida por medio del aceite fresco del Espíritu Santo (Salmo 92:10) Pero tú aumentarás mis fuerzas como las del búfalo; Seré ungido con aceite fresco.

El Señor nos dará nuevas fuerzas para levantarnos y seguir, para que ya nuestra vida espiritual deje de ser solamente un pabilo que humea, y podamos avivar el fuego del don de Dios en nuestra vida (2 Timoteo 1:6) Por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti por la imposición de mis manos.

CONCLUSIÓN: Definitivamente Dios tiene planes mejores que los nuestros, sus planes son buenos, y quiere hacerlos realidad en nuestra vida, pero necesitamos hacer algo muy importante: ACERCARNOS A NUESTRO DIOS (Amos 5:4) Pero así dice Jehová a la casa de Israel: Buscadme, y viviréis;