ESTUDIO BIBLICO, LOS CUATRO ENEMIGOS DEL CRISTIANO II PARTE: EL MUNDO (LA MUNDANALIDAD)

ESTUDIO BIBLICO, LOS CUATRO ENEMIGOS DEL CRISTIANO II PARTE: EL MUNDO (LA MUNDANALIDAD)

 

TEXTO: 1 JUAN 2:15

 

INTRODUCCION

 

Este día continuamos estudiando los enemigos del cristiano, y hoy vamos a estudiar por medio de la palabra de Dios uno de los enemigos más peligrosos para la vida espiritual de un hijo de Dios, este enemigo es el mundo o la mundanalidad.

 

La palabra de Dios nos manda a no amar al mundo, ni las cosas que están en él mundo, pero ¿No es esto una contradicción con lo que dice Juan 3:16? Pues Juan 3:16 nos dice que Dios ama al mundo pero en 1 Juan 2:15 se nos dice que nosotros no debemos amar al mundo.

 

La respuesta es que NO HAY UNA CONTRADICCIÓN, pues cuando la palabra nos dice que Dios amó al mundo se está refiriendo a los seres humanos, a la raza humana pecadora y nos amó para salvarnos. Cuando se nos dice en 1 Juan 2:15 que no amemos al mundo ni las cosas que están en el mundo, no se refiere a los seres humanos, sino al sistema mundano por medio del cual se rige este mundo.

 

¿QUE ES ÉL MUNDO O LA MUNDANALIDAD? Es un sistema de valores que va en contra de los de Dios, enfocados en la satisfacción de las personas por medio de todo aquello que no agrada a Dios, significa tratar de encontrar la satisfacción y el significado de la vida en las cosas y no en Dios, adorar a las criaturas y no al creador. (Romanos 1:25)

 

Tenemos que reconocer que el mundo es uno de los enemigos más peligrosos para un hijo de Dios porque nos ofrece cosas muy atrayentes (1 Juan 2:16): Los deseos de la carne, los deseos de los ojos y la vanagloria de la vida, el mundo nos ofrece todo lo que nuestra carne quiere, placeres, diversión, sensualidad, vicios, y también nos ofrece todo lo que nuestros ojos quieren ver, y todo aquello que estimula nuestro ego, que nos llena de orgullo y soberbia.

 

Pero tenemos que saber que todo lo que el mundo ofrece tiene un precio (Romanos 6:23) El mundo, la vida mundana nos aleja de los caminos de Dios y nos lleva a la muerte, a la condenación.

 

Veamos en la palabra de Dios que nos enseña sobre el mundo y porque es un enemigo de nuestra vida cristiana:

 

I) EL MUNDO ESTÁ GOBERNADO POR SATANÁS (EFESIOS 2:1-2)

 

Satanás es la mayor influencia sobre los pensamientos, las decisiones, los negocios, etc de toda persona que no tiene a Cristo como Señor y salvador de su vida.

 

La influencia de satanás no es solamente a nivel personal sino también a nivel mundial, en los gobiernos, las filosofías, falsas religiones, empresas, música, televisión, cine, etc (1 Juan 5:19)

 

II) LA PALABRA DE DIOS NOS MENCIONA ALGUNAS DE LAS CARACTERÍSTICAS DEL MUNDO

 

  • Todo lo que el mundo ofrece es pasajero, es efímero (1 Juan 2:17) Lo que satanás ofrece es vana ilusión, terrenal, lo único eterno que el mundo puede ofrecer es la condenación.

 

  • El mundo aborrece a Dios (Juan 15:18) es por eso que es maravilloso que Dios amó al mundo primero y envió a su hijo unigénito para salvarlo.

 

  • El mundo ha sido y está siendo engañado por satanás (Apocalipsis 12:9) el sistema mundano es parte del engaño de satanás para destrucción de los seres humanos

 

III) LA PALABRA DE DIOS NOS ADVIERTE QUE LA AMISTAD CON EL MUNDO ES ENEMISTAD PARA CON DIOS (SANTIAGO 4:4)

 

Si analizamos el versículo se nos dice que no es necesario que un cristiano abandone la iglesia y se dedique a vivir una vida mundana para ser enemigo de Dios, sino que “el que quiera ser amigo del mundo” es decir las intenciones del corazón.

 

Querer ser amigos del mundo significa anhelar la vida lejos de Dios, significa menospreciar la vida que Cristo nos ha dado y desear volver a nuestra pasada manera de vivir, a nuestros vicios, a nuestros placeres pecaminosos, etc.

 

El Señor dejó bien claro que él quiere de nosotros decisiones firmes, o Cristo o el mundo (Mateo 12:30)

 

IV) NOSOTROS LOS CRISTIANOS TENEMOS QUE ESTAR EN EL MUNDO PARA SER LUZ Y SALVACIÓN (JUAN 17:18)

 

Tenemos que comprender que no ser amigos del mundo NO SIGNIFICA que tenemos que abandonar los trabajos, no hablarles a nuestros vecinos, dejar los estudios, encerrarnos en la casa y no relacionarnos con nadie, el Señor a nosotros sus hijos nos ha enviado al mundo, pero no a vivir como el mundo vive, no a seguir los valores mundanos, sino para cumplir sus propósitos en el mundo.

 

  • Tenemos que predicar el evangelio (Mateo 24:14 / Marcos 16:15)

 

  • Tenemos que comprender que Dios no envió a su hijo al mundo a condenar al mundo, así que tampoco nosotros hemos sido enviados para juzgar ni condenar a las personas sino a predicarles del amor y las salvación de Dios por medio de Jesucristo (Juan 3:17)

 

  • Nosotros los cristianos somos los encargados de llevar el pan de vida a los hambrientos de amor, de perdón y de misericordia (Juan 6:33)

 

  • Nosotros los cristianos somos los encargados de iluminar con la luz de Cristo la vida de las personas en él mundo que hoy están en tinieblas de pecado y de condenación (Juan 8:12)

CONCLUSIÓN: Tenemos que tomar las palabras del profeta Elías cuando estaba frente al pueblo de Israel y los 400 profetas de Baal (1 Reyes 18:21) Tenemos que reconocer que el mundo es atractivo, pero el mundo NO PUEDE darnos lo que Cristo nos da, no puede darnos vida, gozo, paz ni salvación.

DESCARGA EN PDF: ESTUDIO BIBLICO, LOS CUATRO ENEMIGOS DEL CRISTIANO II PARTE_ EL MUNDO (LA MUNDANALIDAD)

Anuncios

Deja un comentario