EL PLAN DE ACCIÓN DE DIOS PARA SUPERAR LAS CRISIS

TEMA: EL PLAN DE ACCIÓN DE DIOS PARA SUPERAR LAS CRISIS

 

{{
}}

TEXTO: 2 CRÓNICAS 20:1-4

DESCARGA EN PDF: L PLAN DE ACCIÓN DE DIOS PARA SUPERAR LAS CRISIS

Las crisis, los problemas, las batallas, necesitan un plan de acción para poder enfrentarlas y poder superarlas, sin un plan de acción no sabremos qué hacer ni qué decisiones tomar en los tiempos de dificultad de la vida, los cuales son muchos. 

 

En la palabra de Dios encontramos muchos consejos para poder enfrentar y superar los tiempos de crisis en nuestra vida, y este día vamos a reflexionar en el plan de acción que Dios le dio a un rey llamado Josafat, un plan de acción para poder enfrentar y tener victoria ante un enemigo muy grande que venía contra él y contra su pueblo. 

 

Es un plan de acción que aplica perfectamente en los tiempos que hoy estamos viviendo (vs 1-2) pues contra Josafat venía una gran multitud para hacerles la guerra. Sabemos que la guerra significa muerte, dolor, angustia, temor, etc, es decir algo muy similar a lo que el mundo está viviendo en esta pandemia, pero el enemigo hoy no es un ejército, sino un virus. 

 

Veamos entonces en el texto cuál fue el plan de acción que Josafat siguió para enfrentar esa crisis y apliquemos lo a nuestra vida y a nuestra familia para enfrentar los tiempos de crisis que estamos viviendo. 

 

I) NECESITAMOS SER HUMILDES PARA PEDIR LA GUÍA Y LA AYUDA DE DIOS (VS 3-4) 

 

Él rey Josafat tuvo temor por la situación que venía a su vida, y no se apoyó en su propia sabiduría, en su experiencia ni en su capacidad militar, sino que se humilló y pidió la guía de Dios, reconoció que el no sabia que hacer en ese momento (vs 12)  

 

Estamos viviendo tiempos y situaciones que nunca antes nuestra generación había vivido, por lo tanto necesitamos ser humildes y reconocer que necesitamos ayuda, no es pecado no saber que hacer, el pecado es no buscar la guia y la ayuda de Dios en los momentos así (Santiago 4:17) y al que sabe hacer lo bueno, y no lo hace, le es pecado

 

En los tiempos de crisis tomar las decisiones correctas pueden marcar totalmente la diferencia, decidir qué SÍ hacer y qué NO hacer. 

 

II) TENEMOS QUE RECORDAR QUIÉN ES NUESTRO DIOS, SU PODER, SUS OBRAS Y SUS PROMESAS (2 CRÓNICAS 20:5-9) 

 

Josafat no hizo un recuento de cuan poderoso era su enemigo, ni de cuales armas tenían, él lo que hizo fue recordar quien era su Dios (vs 6) su poder, su grandeza, su autoridad sobre todas las naciones. 

 

Recordó sus obras pasadas, sus victorias, sus maravillas que él había realizado en favor de su pueblo, (vs 7-8) 

 

Y recordó las promesas que Dios había hecho a su pueblo para los tiempos de angustia (vs 9) 

 

Nosotros al igual que Josafat no debemos poner nuestra mirada en lo poderoso que puede ser nuestro enemigo, en todo lo malo que puede causar, en lo peligroso que puede ser. Nosotros como cristianos al igual que el pueblo de Israel tenemos que recordar quién es nuestro Dios: Él es nuestro Padre, es todopoderoso, es fiel, es victorioso y es más grande que todos nuestros enemigos. 

 

III) LA ORACIÓN EN FAMILIA TIENE PODER EN LOS TIEMPOS DE CRISIS (2 CRONICAS 20:13) 

 

En ese tiempo de crisis el rey Josafat no busco a Dios de manera individual, él involucró en la batalla espiritual a todas las familias de Judá, a los hombres, las mujeres y los niños. 

 

En los tiempos de crisis si algo quiere nuestro Dios es que nadie en nuestro hogar sea indiferente a la batalla espiritual, que todos en familia lo busquemos, le clamemos, le adoremos. 

 

Lo mejor que podemos hacer es no permitir que hayan corazones indiferentes a Dios en nuestros hogares, y mucho menos en los tiempos de crisis que enfrentamos, TODOS NECESITAMOS DE DIOS. 

 

Y podemos ver la poderosa respuesta que vino cuando las familias de Judá clamaron juntos al Señor, cuando todos juntos, los padres, los abuelos, los hijos, los nietos, se unieron a clamar (2 Crónicas 20:14-15) 
Clamando en familia Dios les dijo: !NO ES VUESTRA LA GUERRA SINO DE DIOS! ALELUYA. No peleemos solos, clamemos en familia, peleemos en familia y él hará.

Deja un comentario