CUARENTENA: LO QUE NO PUEDE FALTAR EN NUESTROS HOGARES 

TEMA: CUARENTENA: LO QUE NO PUEDE FALTAR EN NUESTROS HOGARES 

 

{{
}}

TEXTO: JOSUE 2:18

DESCARGA EN PDF: CUARENTENA_ LO QUE NO PUEDE FALTAR EN NUESTROS HOGARES

En muchos países del mundo debido al avance que ha tenido la pandemia del Covid-19 los gobiernos han tomado la decisión de declarar en cuarentena los países, así poder contener y disminuir los riesgos de contagio, por lo cual se han prohibido las aglomeraciones, se han cerrado las escuelas y universidades, los restaurantes y los centros comerciales y se ha prohibido las entradas de personas de otros países que puedan traer más contagios, y se nos ha hecho un llamado a todos: QUEDARNOS EN CASA. 

 

Tenemos que comprender lo que significa una cuarentena: es un término para describir el aislamiento de personas por consecuencia de una enfermedad, durante un período de tiempo no específico para de esa manera evitar o limitar el riesgo de que se extienda la mencionada enfermedad. 

 

Como lo vemos en él texto que hemos leído para comenzar, para poder salvar la vida de la familia de Rahab ellos tenían que cumplir solamente una condición: Estar en casa. 

 

Ahora hay muchas familias reunidas en casa, y cada una de ellas con toda seguridad han tratado de prepararse lo mejor posible para tener lo necesario mientras dure esta cuarentena, seguramente en todos esos hogares tienen alcohol en gel, tapabocas o mascarillas, desinfectante, jabones antibacterial, comida, bebidas, etc. 

 

Pero en una familia cristiana aparte de todo eso, lo cual es bueno tenerlo, también es necesario que NO FALTEN 4 COSAS, espiritualmente hablando. 

 

Veamos en la palabra de Dios que es lo que no puede faltarnos en nuestros hogares en este tiempo de cuarentena, que es lo que no puede faltarnos mientras superamos la crisis.

 

I) NO DEBE FALTARNOS LA FE (LUCAS 22:31-32) 

 

Es muy importante darnos cuenta que él Señor le estaba declarando a Pedro que seria zarandeado por satanás, es decir pasaría por una prueba en su vida, pero el Señor había orado por él para que en este tiempo de prueba no le faltara algo: LA FE.

 

Podemos reconocer entonces que en tiempos de prueba, en tiempos de dificultad lo que el Señor no quiere que nos falte es la fe, es decir nuestra confianza y seguridad en él poder y la misericordia de Dios, si un cristianos pierde la fe, ha perdido lo principal para enfrentar las crisis de la vida.

 

II) NO NOS DEBE FALTAR LA PRUDENCIA (1 SAMUEL 18:14 / PROVERBIOS 22:3) 

 

Notemos que la palabra de Dios nos declara que David se conducía con prudencia en todos sus asuntos, en todo lo que hacía, y el  Señor estaba con él . 

 

Dios está con los prudentes, no con los insensatos, el prudente ve el mal y se esconde o se aparta, pero el simple o él insensato, él imprudente, también ve él mal pero sigue y por eso sufre él daño. 

 

No es que Dios nos abandona, es que muchos de nosotros somos imprudentes, vemos él mal, vemos él peligro, es decir lo conocemos, estamos conscientes de los riesgos, pero seguimos sin importar él daño que podamos recibir o que podamos causar a otros. 

 

Y en la palabra de Dios se nos enseña que la sabiduría y la prudencia son dadas por él Señor (1 Reyes 4:29) quedarnos en casa, no significa falta de fe, sino de tener un corazón prudente y entendido, confiando en la protección de Dios. 

 

III) NO NOS DEBE FALTAR LA PACIENCIA (SANTIAGO 5:7) 

 

Tenemos que comprender que lo que está pasando en él mundo nos llena de ansiedad porque es algo que las últimas generaciones nunca habíamos enfrentado, y por lo tanto el hecho de no poder salir, de tener que estar en casa, de que todo esté cerrado, produce algo en nosotros: IMPACIENCIA. Quisiéramos que ya todo esté normal, que mañana ya todo vuelva a la calma, pero no es así, tenemos que ser pacientes y confiar que Dios sabe lo que está haciendo, que Dios tiene un tiempo perfecto para cada cosa (Eclesiastés 3:1)

 

Como cristianos tenemos que confiar en la palabra de Dios, todo ayudará a bien a los que aman a Dios, él tiene un propósito bueno en todo esto aunque hoy no lo comprendamos, seamos pacientes y esperemos para poder ver las maravillas de Dios (Salmo 40:1) 

 

IV) NO NOS PUEDE FALTAR LA COMUNIÓN CON DIOS (MATEO 18:20)

 

Posiblemente debido a la cuarentena que se vive en muchos países ya no tengamos la oportunidad de congregarnos como iglesia en nuestros templos, pero tenemos que reconocer una verdad: La iglesia somos cada uno de nosotros. 

 

Mientras los templos de nuestras congregaciones tengan que permanecer cerrados por prevención, tenemos que adorar al Señor en familia, leer su palabra, orar en familia, y esto es algo que no solamente debemos hacerlo en tiempos de pandemia sino siempre. Cada dia tenemos que reunirnos para buscar de Dios, ASÍ QUE HERMANOS, ÁNIMO, DIOS ESTÁ CON NOSOTROS.

Deja un comentario