¡CUIDADO! NO SEAS UNA PLAZA FANTASMA

TEMA: ¡CUIDADO! NO SEAS UNA PLAZA FANTASMA

TEXTO:  2 TIMOTEO 2:3-7 Tú, pues, sufre penalidades como buen soldado de Jesucristo. 4 Ninguno que milita se enreda en los negocios de la vida, a fin de agradar a aquel que lo tomó por soldado. 5 Y también el que lucha como atleta, no es coronado si no lucha legítimamente. 6 El labrador, para participar de los frutos, debe trabajar primero. 7 Considera lo que digo, y el Señor te dé entendimiento en todo.

Quizás no todos los que leen este bosquejo están familiarizado con el término “Plaza fantasma” pero en mi país El Salvador es un término muy conocido ya que es un sinónimo de la corrupción en las instituciones del estado, y se refiere a personas que tienen un plaza pero que no llegan a trabajar, no hacen nada solamente se presentan a cobrar un salario que no han ganado el dia de pago, son personas que sin esforzarse, sin trabajar, sin hacer nada exigen y reciben prestaciones, salarios, bonificaciones, etc.

Verdaderamente a todos nos indigna y nos molesta que se den situaciones así, y nos quejamos y criticamos, y exigimos que esa situaciones ya no se den, pero como en muchas cosas en la vida, siempre nos quejamos de lo que pasa en la sociedad, de las cosas que hacen otros, pero no vemos lo que hay en nuestra propia vida, nos quejamos de la realidad, pero no hacemos nada por cambiar nuestra propia realidad. 

En el texto que hemos leído encontramos palabras muy importantes para la vida cristiana: Estar dispuesto a sufrir penalidades como buen soldado de Jesús, vivir una vida para agradar al que nos tomó por soldados, tenemos que luchar legítimamente, para recibir los frutos tenemos que trabajar primero, todo esto lo podemos resumir en una sola frase: NUESTRA FE SE TIENE QUE VER REFLEJADA EN NUESTRAS ACCIONES en todos los ámbitos o áreas de nuestra vida. 

Pero lastimosamente muchos cristianos viven una vida cristiana muy parecida a una plaza fantasma, exigen y piden, pero no hacen nada, no se quieren esforzar, ni quieren trabajar, quieren vivir una vida basada en lo que sea más cómodo y con menos esfuerzo, es decir un cristianismo Light y sin compromiso, y de la misma forma viven en sus hogares, empleos, etc. 

AHORA RESPONDAMOS ¿QUÉ SIGNIFICA VIVIR COMO UNA PLAZA FANTASMA?

I) SIGNIFICA SER CRISTIANOS QUE NUNCA TIENEN TIEMPO PARA DIOS PERO EXIGEN Y RECLAMAN LAS BENDICIONES DEL SEÑOR (MATEO 6:33) Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Tenemos que comprender que un cristiano bendecido es un cristiano que tiene a Dios como la principal prioridad en su vida, pero lastimosamente hay muchos cristianos que dicen no tener tiempo para buscar de Dios, no se quieren congregar, dejan abandonados sus ministerios, pero le reclaman y le exigen al Señor que los bendiga, que los sane, que los prospere, que los proteja. 

Son cristianos que quieren ser amigos del mundo, y recibir las bendiciones de Dios, o si lo comparamos con una empresa diríamos que son cristianos que trabajan para el mundo y le cobran la quincena al Señor. 

Pero la palabra de nuestro Dios es clara (Santiago 4:4) !!Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios.

Son  cristianos que hacen lo que exactamente lo contrario de lo que el Señor ha dicho que hagamos: 

NO PERMANECEN (JUAN 15:7) Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.

SE SEPARAN DEL SEÑOR (JUAN 15:5) Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer.

NO BUSCAN AL SEÑOR (MATEO 6:33) Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

II) SIGNIFICA SER PADRES CRISTIANOS QUE EXIGEN BUEN COMPORTAMIENTO Y AMOR A SUS HIJOS E HIJAS PERO NUNCA ESTÁN DISPONIBLES PARA ELLOS (PROVERBIOS 27:23) Sé diligente en conocer el estado de tus ovejas, Y mira con cuidado por tus rebaños;

Lastimosamente muchos padres y madres cristianos en sus hogares exigen amor, disciplina, respeto, buenos resultados académicos, vidas íntegras a sus hijos, pero ellos nunca tienen tiempo para sus hijos, son padres ausentes, son las plazas fantasmas en su hogar. 

Quieren frutos en la vida de sus hijos y ellos nunca han invertido en sus vidas, no invierten tiempo, ni amor, ni dedicación, y luego exigen lo que no han sembrado primero, se les ha olvidado la REGLA DE ORO para las relaciones personales y familiares que nos enseñó nuestro Señor Jesucristo (Mateo 7:12) Así que, todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque esto es la ley y los profetas.

Tenemos que comprender y recordar que la instrucción de nuestros hijos es una responsabilidad que nuestro Dios ha delegado en nosotros los padres y madres de familia (Proverbios 22:6) Instruye al niño en su camino, Y aun cuando fuere viejo no se apartará de él.

Nuestros hijos necesitan disciplina y amonestación del Señor, no que solamente les compremos un teléfono celular para que se entretengan y no nos molesten (Efesios 6:4) Y vosotros, padres, no provoquéis a ira a vuestros hijos, sino criadlos en disciplina y amonestación del Señor.

Y  tenemos que saber que la ausencia de autoridad en el hogar, ya que los padres con como una plaza fantasma en casa, se nota en la forma de vida de las familias (Jueces 21:25) En estos días no había rey en Israel; cada uno hacía lo que bien le parecía.

REFLEXION: Padres y madres de familia, no seamos plazas fantasmas en nuestras casas, exigiendo lo que no damos, queriendo cosechar lo que no sembramos, reconozcamos que no podemos seguir siendo padres ausentes, NUESTROS HIJOS NECESITAN DE NUESTRO TIEMPO, DE NUESTROS CONSEJOS, DE NUESTRA DISCIPLINA. 

III) SIGNIFICA SER PAREJAS CRISTIANAS QUE EXIGEN ATENCIONES, CUIDADO, Y AMOR A SUS CÓNYUGES PERO ELLOS NO TIENEN COMPROMISO (MALAQUÍAS 2:15) ¿No hizo él uno, habiendo en él abundancia de espíritu? ¿Y por qué uno? Porque buscaba una descendencia para Dios. Guardaos, pues, en vuestro espíritu, y no seáis desleales para con la mujer de vuestra juventud.

Una triste realidad es que hay esposos y esposas cristianas que tienen tiempo para todos y para todo menos para sus cónyuges, su lealtad  y su compromiso es para su empleo, para sus amigos y amigas, para sus deportes, para sus negocios, pero no para su pareja. 

Son esposos o esposas a los cuales se les puede aplicar perfectamente el dicho popular “Son candil de la calle y oscuridad en sus casas” 

Son esposos que exigen que nada falte en casa, que haya comida en la mesa, que se le atienda como rey, pero no proveen para la economía de sus hogares (1 Timoteo 5:8) porque si alguno no provee para los suyos, y mayormente para los de su casa, ha negado la fe, y es peor que un incrédulo

Son esposos que exigen sus esposas están siempre dispuestas para la intimidad de pareja pero las maltratan, las humillan, y son indiferentes para con las necesidades de sus esposas (Colosenses 3:19) Maridos, amad a vuestras mujeres, y no seáis ásperos con ellas

También son esposas que exigen a sus esposos amor, romanticismo, detalles, y provisión económica, pero menosprecian la autoridad de sus esposos, (Colosenses 3:18) Casadas, estad sujetas a vuestros maridos, como conviene en el Señor.

Son como plazas fantasmas en sus hogares porque son personas que exigen, que piden, que reclaman, pero ellos nunca están, son indiferentes, no cumplen su papel, no tienen compromiso, creen que el matrimonio es solamente para exigir sus derechos y no cumplen con sus obligaciones como esposos o esposas. 

CONCLUSIÓN: ¿Qué tenemos que hacer si hoy nos hemos sentido identificados con este mensaje, y nos damos cuenta que en algunas áreas de nuestra vida nos estamos comportando como una plaza fantasma? (Lamentaciones 3:40-41) Escudriñemos nuestros caminos, y busquemos, y volvámonos a Jehová; 41 Levantemos nuestros corazones y manos a Dios en los cielos;